→Programa Público←

  • << Ene 2019 >>
    LMMJVSD
    31 1 2 3 4 5 6
    7 8 9 10 11 12 13
    14 15 16 17 18 19 20
    21 22 23 24 25 26 27
    28 29 30 31 1 2 3
  • PROXIMOS EVENTOS

  • BAR curator project: Angela Serino, You are never not supposed to be working

    “You are never not supposed to be working, Maja Bekan, wall-text (2013)
    “Work”(2011), Marianne Flotron, video still
    “Weekend art : hallelujah the hill”, 1996-2000 Aleksandar Battista Ilic (in collaboration with Ivana Keser & Tomislav Gotovac)

    Presentación pública en dos partes de “Bodies at work”* comisariada por Angela Serino con trabajos e intervenciones a cargo de Maja Bekan, Harun Farocki, Marianne Flotron, Claudia Pages Rabal y Anna Pahissa (múltiplos).

    Entre 1989 y 1994 en Uddevalla, una ciudad cerca de Gotheburg en Suecia, la empresa automovilística Volvo llevo acabo un experimento en dos grandes factorías. El desafío principal era organizar el trabajo industrial y la rutina laboral de manera completamente diferente: la idea era “humanizar” el trabajo, “conservar una escala e intimidad humanas del trabajo”. El nuevo estilo de gestión requirió una participación activa y una implicación de los trabajadores durante todo el proceso y las fases de trabajo – desde el diseño del coche hasta su realización, comunicación y relación con el cliente. La mayor implicación y participación significaba que los trabajadores aprenderían, desarrollando un profundizado conocimiento técnico y pericia, y sintiendo una mayor apego por lo que hacían, y una mayor realización personal. Un cambio tal comportó también la prolongación de la jornada laboral y la densificación e intensificación del ciclo de trabajo. En palabras de Sarat Maharaj “ se trataba de abrir a la fuerza una grieta en las facultades mentales e intelectuales de los trabajadores – de activar “un estado de consciencia””. Este nuevo tipo de gerencia, en efecto, transformó la aturdida inconsciencia de los trabajadores de la industria automovilística Ford en todo lo contrario: a trabajadores que solían ocuparse de desarrollar una tarea simple y repetitiva, se les pedía una constante “claridad mental” en su puesto de trabajo.

    Esta es la causa de que Maharaj utilize el experimento en Uddevalla como ejemplo para describir el rígido paso a las condiciones post-industriales de producción y vida – las condiciones en las que vivimos la mayoría de nosotros, en las que el trabajo ocupa toda nuestra vida, ofreciendo escaso o ningún soporte a la vida en sí misma.

    El cambio de la producción de coches en Volvo a la economía de servicios, las industrias culturales y el campo del arte en el que la mayoría trabajamos, encierra una idea similar de un trabajo que siempre nos acompaña, y que demanda un creciente dedicación y conocimiento.

    Como empleados de una empresa así como agentes culturales independientes hoy se espera de nosotros una contribución en nuestro campo de trabajo, al mismo tiempo que cumplimos la responsabilidad de controlar nuestra atención, nuestros objetivos, mejoramos nuestras capacidades y gestionamos nuestro tiempo. Incluso pensar en nuestra carrera, “empleabilidad”, en términos de proyecto ininterrumpido.

    Quizás esto se debe, como lo sugiere Sven Lütticken, a que nuestro trabajo no es mensurable (ni pagado) con respecto al tiempo dedicado al trabajo y el trabajo real, sino a la representación de uno mismo, casi teatral, del desempeño personal. “Nuestro trabajo va más allá de lo mensurable: es una dedicación general. Es el uso cualitativo del tiempo más que el cuantitativo lo que determina su valor.” (SL)

    Podría deberse a nuestras herramientas de comunicación – movil, tabletas, I-pad, ordenadores portátiles (que son al mismo tiempo nuestras herramientas de trabajo y nuestras “máquinas de distracción”) el hecho de que nuestra vida privada, social y laboral se superpongan, y que el trabajo, la distracción y el tiempo libre se confundan. Y quizás algunos de nosotros ya estamos tratando en secreto de adoptar medidas personales y de imponerse reglas – desde no trabajar los domingos, ser invisible en Skype o no responder a llamadas de trabajo después de las 19:00 – en el intento de recobrar algo de tiempo y energía de trabajo y dedicarselo a lo que o a quien más les importa.

    Recordando una vez más a Maharaj sobre este aspecto, es importante recordar que los estados de conciencia instigados por la nueva gestión en Uddevalla estaban también directamente relacionados con los planes de producción y los nuevos objetivos económicos de la empresa Volvo. No se trataba de una conciencia no concluyente: con un resultado esperado y predictado explícito o implícito. El interés en “humanizar” el trabajo venía de la mano de un plan de aumento del “saber hacer”. Una situación que tiene mucho que ver con lo que vivimos hoy.

    Pero que pasa si el estado de conciencia se nutre en su lugar con multiplicidad de posibilidades y de formas de “no pericia”, “no saber hacer” y por lo tanto se imagina un nuevo “como hacer”?

    ¿Podríamos encontrar una conciencia no concluyente fuera del trabajo?

    ¿Deberíamos empezar entonces distinguiendo entre las acciones que nos son impuestas, las voluntarias o las auto-impuestas?

    Con estas preguntas en mente, este nuevo episodio de “Bodies at work” titulado “You are never not supposed to be working” presenta una serie de obras artísticas y de intervenciones donde esta presión de la conciencia tal como la describe Maharaj se pone de manifiesto y entra en juego en situaciones específicas y en diferentes lugares de trabajo: desde las oficinas de planta libre en los rascacielos de grandes empresas, hasta las mesas de los nuevos espacios de trabajo compartidos usados por agentes culturales independientes o incluso en espacios domésticos con un salón convertido en oficina temporal.

    Como podremos observar, las dinámicas y las razones para instigar o esperar implícitamente esa “claridad mental” en esos espacios de trabajo es variada y diferente. Y esas diferencias son muy reveladoras. La presentación pública será la ocasión de señalarlas y discutirlas juntos.

    En esta ocasión, un reader do-it-yourself será presentado con textos de a.o. Hito Steyerl, Sven Lütticken, Kathy Weeks, Marina Vishmidt. El reader es una selección de textos y de material visual reunido por Maja Bekan y Angela Serino desde los inicios del proyecto en 2013.

    (*) “Bodies at Work” es un proyecto colaborativo de investigación de Maja Bekan y Angela Serino que examina y pone de manifiesto el tipo(s) de trabajo que el arte y los trabajadores culturales desarrollan. Cual es su relación con el tiempo y el espacio, como y para quién trabajan, como equilibran su vida privada, social y profesional, y cuales son las ventajas y  las dificultades de esas circunstancias. Consiste en performances de pequeña escala, proyecciones de películas, conferencias, conversaciones y material impreso. La primera parte del proyecto tuvo lugar en Pekín, China en 2013.

    • r-serino-angela-00
    • r-serino-angela-01
    • Weekend Art Hallelujah (6)
  • Newslettler

  • ';